BAQUEIRA MICE

PARADOR VIELHA

El hotel se alza en una zona de inigualable belleza, el Valle de Arán, donde se suceden paisajes verdes y blancos presididos siempre por la radiante luz del Pirineo leridano.

Enclave ideal para esquiadores, excursionistas y amantes de la naturaleza, sus dependencias ofrecen inmejorables panorámicas de las montañas pirenaicas, y éstas resultan más espectaculares desde su restaurante circular acristalado.

Salones M2 Altura
Batallé 30 15*
Tuca 60 40
Casau 315 200
Garona 428 200
Sala de juegos 27 15
Val d’Aran 276 300
*personas